Twitter presenta problemas para agregar nuevos usuarios

TwitterBolsa

Leía un artículo ahora en la mañana en donde se mencionaba que Twitter presenta un problema de crecimiento bastante importante. En los números se estima que de sus 965 millones de cuentas, solo 241 permanecen activas al mes. Luego comparan con los 1.2 billones de usuarios activos en Facebook y la lista creciente en Instagram, estimando que dentro de poco Twitter se quedará rezagado.

Dick Costolo (CEO) reconoció que Twitter tiene un problema en el crecimiento de sus cuentas, que muchas de estas están dormidas o dadas de baja. Lo que hizo entonces me llamó la atención: dijo a sus inversionistas en la bolsa que “no estaría satisfecho hasta alcanzar a todas las personas conectadas en Internet”.

Es decir, Twitter es otra empresa que nos quiere cautivos en su red para atiborrarnos de publicidad.

Todo mundo sabe, o debería de saber, que a estas alturas no hay compañía honesta y que todo se trata de dinero. Para ellos no somos más que ganado al que hay que saber atrapar y al que se le puede ordeñar.

Bienvenidos al mundo moderno capitalista.

Dicho esto quiero aclarar que no estoy en contra de la idea detrás de Twitter, ni de proyectos afines. Creo que son importantes en nuestra evolución como seres humanos. Mi punto es que al final del día, para ellos sólo se trata de dinero. Ponerse la camiseta es simplemente ridículo.

Sin embargo me enfrento con la siguiente pregunta: ¿qué pasará si el día de mañana alguien decide crear una “red honesta”, un sitio para la gente y por la gente? ¿Pagarían ustedes por pertenecer a una red así?

Eso imaginé.

Lo cierto es que esas redes existen desde hace mucho tiempo, pero pocas personas las utilizan, cuando menos “pocas” en comparación con el resto del mundo. Entonces, ¿cómo podría trascender un proyecto de esta naturaleza?

La verdad es que nos gusta lo gratis, lo popular, y pocas veces nos sentamos a preguntarnos qué estará pasando con toda esa información que generamos y regalamos a estas empresas.

Referencia

Inside Twitter’s plan to fix itself (inglés)

Leave a Reply